El Tamiz

Ignora lo accesorio, atesora lo esencial

Falacias

En esta serie desterramos ideas falsas, algunas muy extendidas, relacionadas con la ciencia y la tecnología. Algunas de las Falacias que tratamos son leyendas urbanas de uno u otro tipo, mientras que otras son simplemente ideas intuitivas que se caen por su propio peso cuando les aplicamos la lógica.

Un par de aclaraciones sobre esta serie:

En primer lugar, la popularidad de algunas ideas falsas varía mucho según la zona, de modo que recibimos algunos comentarios negativos sobre algunas Falacias que nos recriminan tratar a la gente de tonta “porque ¿quién diablos cree algo así?”, mientras que otros comentarios negativos son del tipo “¿cómo podéis decir que esto es mentira? ¡es una verdad obvia”… a veces respecto al mismo artículo. Es posible que algunos artículos te parezcan obviamente mentira - pero créenos cuando te decimos que, de todos los que escribimos, raro es el que no despierta algún comentario o correo de gente que sí cree que es cierto. Es mejor hablar de ellos que no hacerlo, y si te parece una tontería obvia, sáltate el artículo.

En segundo lugar, de vez en cuando hay gente que (unos de manera muy cordial y educada, otros de manera algo arrogante) tratan de corregir el título de la serie, debido a que el DRAE da la siguiente definición de “falacia”: 1. Engaño, fraude o mentira con que se intenta dañar a alguien. 2. Hábito de emplear falsedades en daño ajeno.

Sin embargo, un par de aclaraciones. En primer lugar, el DRAE no contiene todos los términos que empleamos con todos los significados técnicos que existen. Si buscas en el DRAE otras palabras que empleamos en El Tamiz, como “gluón” o “color” (con el significado en el campo de las partículas elementales) no vas a encontrarlos tampoco, pero esas palabras existen y tienen un significado concreto y real.

Una falacia lógica, sofisma o simplemente falacia, en filosofía, es una proposición aparentemente verdadera pero la cual, al aplicarle el razonamiento lógico, puede demostrarse que es falsa. Ése es el significado de “falacia” en este contexto. Y ésa es la razón de que esta serie no se llame “Leyendas Urbanas”. Lo que intentamos es, para cada una de las Falacias, demostrar cómo simplemente utilizando la razón podemos ver que esas supuestas “ideas obvias” no tienen coherencia lógica interna y se contradicen a sí mismas, o a otras ideas aún más obvias, de modo que no tienen sentido.

En segundo lugar, “Falacias” es un título, y nos referimos a cada artículo como una Falacia (en anteriores Falacias, etc.). Algunos artículos contienen, efectivamente, argumentos falaces, otros no, pero el título de la serie completa es ése para poner de manifiesto cuál es el objetivo de la serie de manera global – y no deja de ser eso, un título que pretende sugerir algo, no una definición estricta de cada una de las mentiras que tratamos de desmontar.

Esta serie está activa. Esto quiere decir que siguen añadiéndose artículos a la serie, y que no está completa. Si quieres utilizarla como referencia, ten en cuenta que lo que quieres saber puede no haberse escrito aún.

Artículos en esta serie:

Próximo artículo en la serie: En esta serie no se anuncia el siguiente artículo.